En Tu Closet Mi Closet sabemos que no es llegar y ponerse cualquier cosa sólo porque nos gusta, también hay que poner atención al cómo nos queda y si acentúa nuestros atributos. Una mala elección puede ser fatal para nuestra imagen.

Según la forma de tu cuerpo te aconsejamos:

Si tienes forma de triángulo o pera: escoge colores claros para la parte de arriba y telas de materiales gruesos, mientras que apégate a los tonos oscuros para la zona inferior. Balancea el look usando accesorios que atraigan la atención a la parte superior, como un pañuelo.

Si tienes forma de triángulo invertido: al contrario del estilo anterior, prefiere tono claros para la parte inferior de tu cuerpo y oscuros hacia arriba. Se recomienda también el uso del cuello en V o collares que creen esa forma.

 Si tienes cuerpo de reloj de arena: considérate afortunada porque la mayoría de los estilos te funcionan. Lo ideal es sacarle el máximo provecho a las curvas, los cinturones, blusas, vestidos cruzados y escotes en V serán tus mejores aliados.

Si tienes cuerpo de rectángulo: en este caso un buen cinturón será la pieza clave para definir la cintura. También son de mucha ayuda los estampados, para dar volumen, y los escotes en V.

Si tienes cuerpo de óvalo: para sacarle el mejor provecho a tu cuerpo, puedes estilizarlo con pantalones oscuros y una blusa entallada de colores claros.